Llegamos a una mitad de Liga totalmente diferente

225
Liga de Fútbol
Son muchas las empresas que están siendo afectadas drásticamente por esta pérdida de ingresos y el fútbol no es menos.
  • Parece que no corren buenos tiempos para el mundo del fútbol, con equipos solicitando a sus jugadores rebajar sueldos ante la pérdida de ingresos derivada de la venta de entradas, merchandising y el consumo que jornada tras jornada realizan los aficionados ya no solo en el estadio, sino que también en la hostelería cercana.

    Son muchas las empresas que están siendo afectadas drásticamente por esta pérdida de ingresos y el fútbol no es menos, sobre todo, teniendo en cuenta que mueven solo en derechos audiovisuales decenas de millones de euros, repartiendo licencias para diferentes plataformas, canales, telediarios, programaciones deportivas y un largo etcétera.

    Casi rozando la mitad de la liga, parece que no solo el virus hubiera afectado al balance de cuenta de los clubs y la falta de afición en los partidos, también los resultados están siendo anómalos, con equipos más abajo de lo habitual y otros en mejores posiciones de lo que podríamos esperar a la hora de realizar una jugada con el sportium codigo promocional a que gana nuestro equipo favorito sin llevarnos una sorpresa.

  • Tan solo basta dar un rápido vistazo a la clasificación, para sorprendernos de un todopoderoso como el F. C. Barcelona, ocupando la mitad de la tabla, fuera de puestos europeos y no mostrando su mejor cara a pesar de renovar el banquillo con el mítico Ronald Koeman que tanto alegró a los culés al marcar un gol que dio una Copa de Europa a los catalanes y que iba a cambiar por completo la mala imagen de la temporada pasada. No pareciera ser el caso.

    Por otra parte, vemos como equipos más humildes y a priori, que no debieran estar inmersos en lo más alto de la tabla, como aguantan el tipo. Este el claro ejemplo de uno de los conjuntos con menor presupuesto de toda La Liga, pero que sigue dando sorpresas jornada tras jornada, ya sabes, hablamos de un Cádiz que contaba sus partidos por victorias o empates sin encajar goles y es que si algo se ha vuelto complicado este año, es batir la meta gaditana.

    Si bien, a falta de más de media temporada todo puede cambiar, si algo está claro, es que estamos ante una liga de lo más anómala, no solo por la situación sanitaria que a todos nos está tocando vivir, sino por los resultados que asombran jornada tras jornada a afición, periodistas y jugadores de pronósticos.

    DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre