Día Mundial de la Diabetes. Pasado, presente y futuro de una pandemia mundial.

- Publicidad -
  • Hoy, día 14 de Noviembre, es el día mundial de la diabetes. No es una celebración reciente, pues cada año, desde 1991 con esta jornada se pretende concienciar a la población acerca de esta patología, que es según los informes de la OMS una pandemia mundial de proporciones catastróficas si no ponemos remedio.

    El diccionario de la RAE define la palabra “diabetes” como una “Enfermedad metabólica caracterizada por la eliminación excesiva de orina, adelgazamiento, sed intensa y otros trastornos generales”. La sucinta definición permite un primer acercamiento a esta dolencia, cuyo pasado hunde sus raíces mucho más allá de la era cristiana. Una de las primeras noticias sobre esta enfermedad la encuentra en 1862 Edwin Smith en un papiro egipcio, aunque la noticia no se publica hasta 1875 con el nombre del “papiro de Ebers”. En el se describen síntomas propios de la diabetes en una sola frase: ” para eliminar la orina que es demasiado abundante “. Ya en la era cristiana, en el siglo II, fue Areteo de Capadocia quien empleó el término diabetes en el sentido etimológico de ‘tránsito, paso’, aludiendo a la eliminación exagerada de agua por el riñón, con lo cual quería expresar que el agua entraba y salía del organismo del diabético sin fijarse en él. Al parecer no tenemos más referencias sobre esta enfermedad hasta muchos siglos después. Primero Avicena en el siglo XI, en su famoso Canon de la Medicina y posteriormente, mucho más tarde, Tomás Willis, en 1679, con quien podíamos decir comienza la historia de la enfermedad. Este hizo una descripción magistral de la diabetes, quedando desde entonces reconocida por su sintomatología como entidad clínica. Fue él quien, refiriéndose al sabor dulce de la orina, le dio el nombre de diabetes mellitus (sabor a miel).

    Posteriormente, multitud de fechas y autores han marcado y precisado la historia y el conocimiento de la diabetes , pasando por las primeras recomendaciones dietéticas realizadas en 1798 por John Rollo, el descubrimiento de las células pancreáticas responsables de la síntesis de insulina, en 1869 por Paúl Langerhans, el primer glucómetro de William Hyde Wollaston en 1881, o la obtención en 1921 de la insulina en el laboratorio por parte del equipo de Frederick Grant Banting, Charles Herbert Best, MacLeod y J. B. Collip.

  • El objetivo final de todas estas actividades y proyectos debe y tiene que ser el paciente con diabetes. Ayudarle a tomar el control de su enfermedad

    Actualmente la diabetes se considera una autentica pandemia mundial, ya que según datos de la Federación Internacional de Diabetes (IDF), en su último Atlas de la Diabetes publicado en 2013 y actualizado en el 2014, una de cada doce personas padecen esta enfermedad, una de cada dos no saben que la padecen, cada siete segundos muere una persona por este motivo y uno de cada nueve dólares en gastos sanitarios va destinado a su diagnóstico o tratamiento. Casi cuatrocientos millones de personas viven actualmente con diabetes y se prevé que esta cifra aumente en unos doscientos millones para el 2035. Acerca de estos últimos datos es necesario reseñar que el 80% de las personas con diabetes vive en países de ingresos medios y bajos, y los socialmente menos afortunados de cualquier país son los más vulnerables a la enfermedad.

    En cuanto al tratamiento actual, pasa no solo por medidas farmacológicas, o incluso quirúrgicas, sino por medidas educativas, colectividad y hábitos de vida saludable (dieta y ejercicio), ya que sabemos a ciencia cierta, de los beneficios de dichas actividades en la prevención de esta enfermedad.

    El futuro de la diabetes está repleto de nuevos medicamentos y nuevas tecnologías, ya que probablemente existen pocas enfermedades crónicas como la diabetes que hayan avanzado tanto y en tan poco tiempo en el ámbito tecnológico

    El futuro de la diabetes está repleto de nuevos medicamentos y nuevas tecnologías, ya que probablemente existen pocas enfermedades crónicas como la diabetes que hayan avanzado tanto y en tan poco tiempo en el ámbito tecnológico. Nos encontramos con un horizonte repleto de infusores o bombas de insulina, sensores continuos de glucosa, telemedicina y conectividad, redes sociales, diagnóstico genético, insulinas y antidiabéticos semanales o mensuales, y en un futuro no muy lejano podremos disponer del páncreas biónico, para todo ello se requiere una fuerte apuesta de inversión en investigación.

     

    Sin olvidarnos de que todos estos avances científicos y farmacológicos, requieren, además del esfuerzo económico, de equipos multidisciplinares compuestos por facultativos especialistas en diabetes, personal de enfermería cualificado, industria farmacéutica implicada en la investigación y sociedades y asociaciones de pacientes con diabetes.

     

    El objetivo final de todas estas actividades y proyectos debe y tiene que ser el paciente con diabetes. Ayudarle a tomar el control de su enfermedad.

    Feliz día mundial de la Diabetes.

    Francisco Rodríguez Díaz.
    Residente Medicina Interna.
    Hospital Comarcal de la Axarquía.
    Vélez – Málaga.

    - Publicidad -
  • DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.