Canchas tercermundistas en competiciones nacionales

  • baloncesto pistas cordobaCiertamente había oído hablar de la pista de juego del Colegio Virgen del Carmen cordobés. No en vano el año pasado muchos equipos de los que jugaron allí, acabaron con bajas entre sus jugadores.
    El sábado pasado cuando aguardábamos junto a un grupo de jugadores del C.B. Vélez a que llegase el autobús que nos llevaría a la ciudad de la Mezquita, lo comentaba con mi esposa y le decía de las bajas, que el año anterior se habían producido, en este mismo encuentro.
    La verdad es que me había imaginado que las condiciones de la pista del Colegio Virgen del Carmen serían malas, pero no dignas de finales de los ’60.
    Cuando en uno, se despertó el gusanillo del baloncesto, aún no se televisaban partidos, es más esos Madrid vs Barcelona, por los que pierden el culo las televisiones, no eran ni un sueño. Por mi parte he de decir que por circunstancias laborales de mi padre, yo en esa época, vivía en Sevilla y estudiaba en el Colegio San Antonio María Claret. Pese a ser el deporte dominante en el colegio era el Hoquey Sobre Patines, o como no el fútbol, donde cada recreo nos dejábamos los “gorila” jugando al fútbol en los eternos Betis Sevilla. Yo descubrí el baloncesto, mejor dicho el Mini-básquet, pero el de la pelota gorda y pista de arena prensada. Nada que ver con el de ahora. Para nosotros era un lujo jugar en una cancha de cemento, entonces el “sintasol” o el parque aún no se conocían y las pistas de atletismo eran sobre ceniza, nada de tartán o algo que se le pareciese. Las canasta en soporte de cemento de obra y los tableros de aglomerado, nada de vidrio templado o metacrilato, vamos, la edad de piedra del baloncesto moderno.
    Pues bien les suelto todo este royo, pues al entrar a la pista cubierta donde jugaron el partido los chicos de Guillermo Gómez, tuve por un instante mínimo, un viaje a mi pasado deportivo escolar, hace 45 años, o como dirían los ilustrados un “Déjà vu”.
    Por un instante recordé a mis compañeros, el colegio y los partidos de mi infancia. Solo faltaban las canastas de cemento y tablón de madera y las tres hileras de gradas del mismo material que las circundaban.
    Todo esto que relato, se produjo al pasar la puerta que separaba las instalaciones exteriores de césped artificial del pabellón de juego propiamente dicho.
    Lo primero que se me vino a la mente fue lo antes citado, lo segundo es como no se han negado el resto de equipos de la categoría, a jugar en semejantes condiciones.
    Un solo vestuario con duchas, para los visitantes, los locales han de aguardar a que estos se marchen para poder ducharse, o simplemente irse sudados a sus respectivos domicilios.

     

       Ni entiendo, ni comprendo, como la Federación Andaluza de Baloncesto (FAB) y la cordobesa en particular, permite que se juegue en semejantes circunstancias

    Me maravilló que los colegiados no reflejaran en las actas, el estado de dicha instalación, sin una luz adecuada, donde daban ganas de iluminar con nuestros móviles la pista, con marcadores antediluvianos que funcionaban, como el reloj de 24 segundos, cuando se le antojaba. Con un suelo, que gracias a Dios, no se calló ninguno y se resbaló, pues ahora tendría una quemadura, acorde con la velocidad que llevara al caer. Con sillas de bar como banquillo y una fila al lado contrario para los que se aventurasen, como nosotros, a ver el partido. Ya no digo nada de la temperatura, fresquísima ahora e imagino un partido o entrenamiento en el mes de abril o mayo con el Lorenzo recalentando todo el día la chapa del techo.

  •  
    Ni entiendo, ni comprendo, como la Federación Andaluza de Baloncesto (FAB) y la cordobesa en particular, permite que se juegue en semejantes circunstancias. Con las magníficas pistas que hay en la ciudad, a esa hora tres equipos malagueños jugaban partidos de Liga EBA o Primera Nacional Masculina y Femenina, en Córdoba y desde luego no lo hacían en ninguna cancha de este tipo. Para que existen las homologaciones a principio de temporada, quien fue el homologador, que dio el visto bueno a estas instalaciones y sobre todo, que le dieron o que agarre tiene el equipo en la Federación Cordobesa.
    Simplemente no lo entiendo. Espero que Ricardo Bandrés tome cartas en el asunto, dejando a un lado el politiqueo deportivo, al que se ve sometido por su cargo. ¿Esperarán a que ocurra una desgracia irreversible para poner pie en pared? Nuevamente lo de “Más vale prevenir, que curar” solo es un refrán de nuestro rico acerbo popular.Ahí les paso unas fotos, que son el testigo insobornable de la cruda realidad.
    Hasta la próxima semana, hasta entonces diviértanse y sean felices practicando o viendo el Baloncesto, no en vano tienen dos citas coperas la de ACB y la de BSR y en ambas representantes malagueños, UNICAJA Baloncesto y AMIVEL Clínicas Rincón. Nos encontramos la próxima semana aquí, en Diario de la Axarquía.

  • DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.