Sí se puede, la lucha de la mujer aborta la ley Gallardón

- Publicidad -
  • La rancia derecha española da marcha atrás y renuncia a convertir en ley el  anteproyecto de Ley de protección de los derechos del concebido y de la mujer embarazada que aprobó el Partido Popular en Consejo de Ministros en diciembre del año pasado. Una vez más se atacaba la libre decisión de las mujeres y ponía en riesgo hasta la vida de aquellas mujeres que no puedan ir al extranjero “de compras a Londres” y que abocaba a enfrentarse a abortos clandestinos en nuestro país como en otras épocas.

     

    La misoginia de el Partido Popular proviene de su moral católica, en la cual la mujer está marcada por el “pecado original” desde su nacimiento, y ha introducido a la jerarquía eclesiástica en la toma de decisiones, en un país que se declara aconfesional,  que por definición es aquel que no se adhiere y no reconoce como oficial ninguna religión.

  •  

    Otro ataque del Partido Popular a la igualdad y contra las mujeres es la práctica eliminación de la  Ley de Dependencia

    Afortunadamente en el pulso entre el gobierno reaccionario del PP y la lucha de las mujeres, ha ganado la libertad y se ha defendido con éxito una ley sobre interrupción voluntaria del embarazo que contiene, la prevención contra los embarazos no deseados con una educación sexual que recorra todos los estadios educativos, con la coeducación real y efectiva, con la trasmisión de valores de igualdad entre mujeres y hombres; una ley que permita a las mujeres interrumpir su embarazo en el momento y por las razones que desee, sin restricciones, sin plazos y sin tutelas; una ley que regula la objeción de conciencia para que ésta no sea una coartada de la clase sanitaria más reaccionaria; una ley que elimine el aborto voluntario del código penal tanto para las mujeres como para las y los profesionales sanitarios que lo practican.

     

    Otro ataque del Partido Popular a la igualdad y contra las mujeres es la práctica eliminación de la  Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia y a las familias de España, conocida como Ley de Dependencia, que permitía la incorporación de la mujer a la vida laboral, o la cotización a la seguridad social por el trabajo de cuidado de los dependientes.

     

    La  sociedad machista llega hasta el extremo de violencia, de arrebatar la vida de 48 mujeres el pasado año 2013, con  una ley que ha quedado en papel mojado, al no tener la dotación económica necesaria para ponerla en marcha, y conseguir que el balance de esta lacra sea cero a fin de año.

     

    Mucha calle, mucha lucha, codo con codo hombre y mujer, para revertir estas políticas del PP, que han puesto la máquina del tiempo atrás en los derechos de la mujer en todos los ámbitos de nuestro país, han demostrado que  Sí se puede!

     
    La mujer ha ganado lucha tras lucha espacio en nuestra sociedad, conquistando derechos políticos, en especial el del voto, independencia en el trabajo,  acceso a la formación incluida la universidad, igualdad de derechos civiles, derecho al divorcio y a la planificación familiar entre otros, ganándole espacio a una derecha inmovilista.

     

    La batalla continúa en todos los escenarios, en el laboral la brecha salarial entre hombres y mujeres alcanza el 23% según datos disponibles correspondientes a 2011, lo que supone que una mujer tiene que trabajar 84 días más al año para ganar lo mismo que un hombre, como desvela un estudio de UGT.

     Pedro Fernández Ibar

    Diputado IU en Málaga

    Portavoz IU en el Ayuntamiento de Rincón de la Victoria

     

    - Publicidad -
  • DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Comenta!
    Introduce tu nombre

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.