El papa reza ante el crucifijo de la ‘Gran Peste’ para pedir el fin de la pandemia del coronavirus en todo el mundo

570
  • El papa Francisco acudió hoy a una iglesia del centro de Roma para rezar ante un crucifijo que evoca la «Gran Peste» de 1522 para pedir el fin de la pandemia del coronavirus en todo el mundo, según informó la Santa Sede en un comunicado. Francisco abandonó el Vaticano de «forma privada» y acudió a la iglesia de San Marcello, recorriendo a pie una parte de la Vía del Corso, completamente desierta por las restricciones de movimiento impuestas en todo el país para contener la propagación del virus.

    En ese templo los romanos veneran un crucifico de madera que quedó intacto en un incendio en 1519 y que tres años después fue sacado en procesión por los barrios de la ciudad para invocar el fin de la peste que la asolaba, por lo que se considera «milagroso». Previamente el Papa había acudido a la basílica de Santa María La Mayor para rezar ante el icono bizantino de la Virgen «Salus populi romani», muy apreciado por los fieles y venerado durante los siglos en tiempos de guerras, pestes o carestías.

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here